Diferencias entre el primer y el segundo embarazo

Os cuento mi experiencia personal, para mí poco se parecieron, comenzando por la concepción que la del primer embarazo fue por fecundación in vitro ( FIV ) y la del segundo natural, de ahí partieron muchas diferencias, ya que el primero era un embarazo gemelar, en la semana sexta me dijeron que un embrión se había dividido y que eran tres ( sí!!! Estábamos esperando trillizos!!!!😳) y Seguir leyendo

Anuncios

Stop manchas faciales

Antes de quedarme embarazada ya había comenzado a protegerme muchísimo la piel de la cara, unos años antes me quemé en el típico fin de semana de Mayo que vas a la playa y llegas con el ansia viva de sol y… el domingo embarqué que parecía un guiri roja como un tomate, un año después en el mismo sitio del moflete que me quemé afloró una mancha (grrrrrrr) a partir de ese momento, que más o menos vino a coincidir con mis 30, mi obsesión por cuidar el material existente si incrementó (bastante). Hasta ese momento había sido de serum, crema, contorno de ojos y jabón limpiador, poco más, después de los 30 comenzaron a llegar a mi vida (mejor dicho a mi cara, potis variados) 
Con esto os podéis hacer una idea, de que yo salia a la calle todos los días antes de estar embarazada bien protegida con:
  • Crema Neutrogena de protección Solar 70 o 50, es una pena que esta crema no la venden en España, o por lo menos yo no le he encontrado por ningún sitio, me la traía siempre de EEUU y me duraba más de un año cada tubo.
  • Polvos de protección sola de Shiseido, los comencé a utilizar el verano antes de quedarme embarazada, llegué a ellos después de buscar alguna protección que pudiese aplicar encima del maquillaje y no me dejase hecha un cuadro. La necesidad me surgió al pensar que yo me echaba la crema de protección a las 7 de la mañana pero que cuando salia del trabajo a las 19 horas el sol todavía era fuerte y yo después de 10 horas con mi crema iba desprotegida. 
  • Normalmente todas las cremas y maquillajes que usaba llevaban algo de protección (como dice el anuncio del Carrefour, todo suma y yo iba sumando todos los factores de protección que podía)
Aún protegiéndome bastante en los últimos años me salieron manchas, no se por qué cada grano que me salía se convertía en una mancha (grrrrrrr) y llegó el momento en el que primero comencé con el tratamiento (IA para que andarnos con tonterías), aquí un llamamiento especial a las chicas de la #infertilpandy muchas veces no lo dicen los médicos y la medicación de los tratamientos de fertilidad suele ser fotosensible, vamos que si no queréis terminar como los Ciento un Dalmatas, tened mucho cuidado con el sol y protegeros, y no solo del sol, la depilación con láser también la deberéis descartar, os digo esto porque yo estuve a punto de ir, y porque se me ocurrió preguntarlo que si no, no se como me hubiese quedado. 
Con el embarazo, a las pocas semanas me dieron la baja y no se si fue por el embarazo, o por dejar de someter mi piel continuamente a vuelos y ambientes de oficina secos, el tema fue que mejoró mucho y a mi me daba pereza echarme las mil cremas con protección y el maquillaje, si quería quitarme un poco la mala cara me lo tenía que poner, así que buscando buscando y ya con la experiencia que tenía con los polvos de protección de la marca Shiseido compré su maquillaje de protección, es un maquillaje waterproof, que no obstruye los poros, se puede usar incluso para ir a la playa (esto para las muy presumidas 🙂 ) 
 
Resumiendo mis productos de protección durante el embarazo:
  • Maquillaje de protección Shiseido, el mio es el tono SP60.
  • Polvos de protección Shiseido, tono Dark Ivory.
Y ahora paso a detallaros un poco más como van, no se si conocéis los protectores solares de Shiseido, son una pasada, yo los descubrí en un viaje a República Dominicana (ahí cuando comenzamos a buscar a heredero) me llevé protector facial de 30, lo que para muchas otras marcas puede ser algo normal y el quinto día parecía que yo seguía en el Polo Norte, porque ni un rallito de sol parecía haberse posado en mi cara, vamos que lo tuve que cambiar por otro de 50 de Vichy que si me permitió coger algo de color, de esta forma me dí cuenta que para los japoneses el factor de protección solar es muy riguroso (así están de blanquitas). Por eso cuando tuve que elegir una marca para el día a día no dude en que con Shiseido iba a tener calidad y buenos resultados (parece que me han pagado, pero os aseguro que no, que todo lo contrario yo pago religiosamente todo lo que uso y el día que no sea así también os lo comentaré).
 
El maquillaje es un poco seco, yo lo ponía sobre una hidratante, durante todo el embarazo utilicé la básica de Kiehl’s os dejo el enlace y encima de maquillaje ponía los polvos (utilizo el color más oscuro, que no es nada oscuro, tanto en invierno como en verano) con esta rutina tan fácil me pasé todo el embarazo.
 
Nota útil:
Los productos de Shiseido donde los he encontrado normalmente más baratos ha sido en las perfumerías Primor, os dejo el link .
Cuando ya había dado a luz, una de las veces que fui a la farmacia, había una promotora de Isdin y me enseñó que tienen también cremas de protección diaria y tipo maquillaje, no recuerdo los precios pero me quedé con la idea de que eran un poco más baratas que las de Shiseido.
Hace poco que se me acabó la crema de protección de Neutrogena y compré la de protección diaria de Shiseido, es más cara pero va fenomenal y lo más importante la venden en España que la otra no.
Cuidado con los polvos de Shiseido son menos resistentes a los golpes de lo que lo son los polvos normales.